LA PSICOLOGÍA: MI PROFESIÓN, MI PASIÓN

doctor-6083323_1920

Breve historia de mi trayectoria profesional

Dicen que la psicología (y la psicoterapia) es una profesión vocacional. Estoy de acuerdo. ¿Por qué estudiamos psicología? La respuesta es sencilla: para ayudar a los demás. Para ayudarte a ti, que estás leyendo estás líneas (si lo necesitas).


En mi caso, cuando estudiaba en el instituto, no sabía a qué iba a dedicarme. Pero tenía claro una cosa, quería ayudar a las personas. En 3º de BUP (sí, yo fui a EGB), en la asignatura de filosofía, descubrí el cómo. Para mí fue una grata casualidad que condicionó todo mi futuro.


En esas clases descubrí la psicología del aprendizaje, los principios que explican cómo las personas nos comportamos. Si sabemos esto, podemos cambiar nuestra conducta. Podemos mejorarla y dejar de sufrir por nuestros errores, en los que caemos una y otra vez. Aún me emociono al recordarlo.


No es que fuera mala estudiante, pero tampoco sobresalía. Estaba en la media. A partir de entonces me esforcé por cumplir con mi proyecto. Iba a ser psicóloga. Necesitaba sacar buena nota para entrar en la facultad. Y como ya sabes, ¡Lo conseguí!


Mi primer trabajo fue en una Asociación de Salud Mental. Mientras trabajaba me especialicé en Neuropsicología Clínica y Rehabilitación Neuropsicológica. Quería saber más sobre el funcionamiento del cerebro y cómo este influye en nuestras conductas.


En la asociación tuve la oportunidad de hacer psicoterapia. Me ofrecieron atender a personas que sufren, escuchar sus problemas,  ayudarles a resolverlos y a sentirse mejor.  Si te soy sincera, estaba aterrada. Me parecía una responsabilidad enorme. ¡Pero para eso me había formado!


Si quieres saber qué hice, si acepté o no el trabajo, te invito a leer mi próxima entrada. Pero antes, respóndeme por favor. ¿Qué crees que hice en aquel momento? ¿Tuve el valor de aceptarlo? ¿O me vi superada y el miedo me llevó a rechazarlo? Responde con tu comentario (está un poco más abajo). ¡Estaré encantada de leerlo!


Y estate atento/a a la siguiente entrada, ¿Habrás acertado?

Comentarios en este post

No hay comentarios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Trackbacks y Pingbacks en este post

No hay trackbacks.

TrackBack URL